Escoger colegio para mi hijo

 

pexels-photo-605408.jpeg

En vez de llamarse Escoger colegio para mi hijo este post debería llamarse “de cómo el horror llega a tu vida y se queda unos meses para fastidiarte un poco”.

Tu hijo se acerca a los 3 años. Lo hayas llevado a la guardería o no, ahora viene El Tema: escoger el colegio al que irá durante -al menos- los próximos 9 años de su vida. ¿Parece sencillo? Pues no lo es. Para nada. Es un infierno de dudas y tiempo y energía y angustia profunda que carcome el alma complicado. De repente y como si no hubieras tenido suficientes responsabilidades hasta ahora, recae sobre ti el que tu pequeño o pequeña sea un éxito en la vida o que le hundas en la miseria.

¿Cómo escoger colegio para tu hijo, entonces? ¿Qué hay que mirar y tener en cuenta?

Pues es muy personal, porque cada quien conoce a su/s hijo/s e intuye qué puede irle mejor. Desde mi punto de vista, lo más importante es que te guste el proyecto educativo pero sobre todo que te dé buena vibra/feeling/rollo el sitio. Yo soy así de hipilongui y prefiero un sitio menos famoso pero que salga con ganas de volver.

Me explico: nosotros por ejemplo fuimos a Cole-Estrella-Más-Solicitado pensando que nos iba a encantar, y salimos un poco meh. Las instalaciones nos parecieron agobiantes, las educadoras que nos atendieron fueron algo bordes y la verdad no explicaron grandes cosas del proyecto…

Objetivamente, si revisas los posts online sobre el tema, se suele recomendar mirar algunas cosas concretas.

Por ejemplo en SER PADRES hablan de fijarse en:

  • El proyecto educativo
  • Cantidad de alumnos por clase
  • Importancia de los idiomas

Mientras que en este artículo de El País dicen que

“la escuela debe combinar la calidez y la calidad de las relaciones humanas –que es lo que más educa– con un proyecto educativo que sea valioso. El nivel académico que tenga es un factor, pero no es el más importante”.

O por ejemplo, Miriam Tirado pone en los primeros sitios el tema de la adaptación en su webinar “Escoger cole, qué hay que tener en cuenta”.

Y sobre todo y hablando de adaptaciones, OJO que TODOS los coles van a intentar parecer el top del top, hay que ir como si presenciaras el inicio de una campaña política. Pongo un ejemplo: en todas partes te dicen “respetamos el ritmo de cada niño”, pero es bastante una patraña: en NINGÚN sitio hacen una adaptación real, como mucho te dejar acompañarles un rato durante una semana. O casi en ningún sitio te dicen que si no ha dejado el pañal no pasa nada… por no decir en ninguno. Eso para mí no es respetar el ritmo del niño, pero bueno… dejémoslo estar.

En todo caso, esto de escoger cole es como escoger cóctel: todos parecen dulces, tienen un aspecto aceptable y llevan una cantidad decente de alcohol… tan mal no pueden estar, ¿no? ¡ERROR! No es lo mismo una piña colada que un margarita que un daikiri, y una vez que te decides por uno lo mejor es no mezclar (en caso de duda mejor un gin tonic, por supuesto).

Así que si no quieres equivocarte al escoger el cóctel cole, elabora tu propia lista de impepinables e intenta evaluar los coles según tu propio baremo. El mío incluye cosas como:

*¿Cómo son las niñas y niños de ese cole? En Nuestro-Cole-Opción-2 hicieron la visita los alumnos y fue genial, porque los veías súper desenvueltos. Pero no sólo ellos, que seguro que se lo habían preparado, sino los de las aulas que visitamos mientras estaban en clase. Niños seguros y expresivos. ¡Bien!

*¿Comen en plato o en bandeja? Esto puede ser una chorrada pero a mí el rollo bandeja Orange is the new Black me tira un poco para atrás de el Cole-Molón-Pero-Caro

*¿Cómo es el ambiente? Si tienes tiempo, paséate cerca del cole en horas de patio, a la entrada o a la salida. Hay mucha información que se recaba así. Yo he pasado varias veces por el Cole-Que-Ni-Jarta-De-Vino y SIEMPRE hay chillidos. No hablo de gritos normales de patio de colegio, no, hablo de gente gritando en la calle a sus hijos que entran/salen, niños gritando a otro que va a una manzana… no sé, es un sitio que desprende poca educación y normas mínimas de cortesía.

*¿Cómo es tu hijo? Digamos que has encontrado el cole de TUS sueños, pero es un lugar alternativo-free-style. Pero resulta que tu hijo adora tener actividades acotadas. Seguro que no será su sitio. O es un sitio súper rígido, y tu hijo es un espíritu libre. Por encima de todo hay que pensar (intentar adivinar, vamos) cómo se sentirá tu peque allí.

Luego viene el momento inscripción, que haya suerte, ver si hay sorteo, etc… pero de eso hablaré en otro post porque ese tema… también se las trae.

Y si todo falla, tengo amigas que tiran las runas, el tarot y alguna vidente. Porque yo te entiendo, esto de los colegios es tremendo, dan ganas de lanzar una moneda que sea la que decida y a volar.

Os dejo con Jamie Oliver que os da una solución al tema que a mí me parece MUY acertada. La más acertada, desde mi punto de vista.

Anuncios

2 comentarios

  1. Me han entrado unas ganas muy tremendas de correr a buscar todos los ingredientes de ese gin tonic perfecto y tomarme tres: uno con limón, uno con lima y otro con menta.
    Esto de los coles es un soberano coñazo y un cometarros de la leche, sí. Te me has adelantado pero yo también tengo intención de despotricar del tema. Solo que esta semana me está superando un poco todo jeje

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s